MASTER EN SEXOLOGIA DEL INSTITUTO SUPERIOR DE ESTUDIOS SEXOLOGICOS ISES. RECONOCIMIENTOS INSTITUCIONALES:



CURSE EL MASTER EN SEXOLOGIA DEL INSTITUTO SUPERIOR DE ESTUDIOS SEXOLOGICOS ISES. RECONOCIMIENTOS INSTITUCIONALES: WWW.SEXOLOGIA.PPCC.CAT



INSTITUTO SUPERIOR DE ESTUDIOS SEXOLOGICOS I.S.E.S

http;//www.sexologia.ppcc.cat

Terapias Sexuales

Terapias sexuales
Delimitación del campo
Las (Psico)Terapias Sexuales entran, a nuestro entender, en el campo de las Psicoterapias Focalizadas, de objetivos limitados. Planteamos esto porque nos sirve para enmarcarlas y definirlas no como algo atípico y fuera de todo marco teórico (sólo basadas en el uso de unas cuantas técnicas probadas como eficaces) sino en un marco ideológico que, pudiendo ser variable de acuerdo a la formación del terapeuta, las sustenta y permite su instrumentación de manera sistemática y planificada. Hablamos de la formación del Terapeuta ya que, éste podrá tenerla predominantemente psicoanalítica o gestáltica, tanto como conductista o sistémica, aunque luego sus intervenciones técnicas se alejen de la ortodoxia.
Quizás podríamos definirlas entonces como Psicoterapias breves, entendidas así porque abarcan un lapso de unas 10 a 15 sesiones en la mayoría de los casos, con baja frecuencia (semanal o quincenal), focalizadas (ya que recortan el síntoma tratando de definir el problema con la mayor claridad posible), de objetivos limitados puesto que procuran la remisión sintomática, con un abordaje de la pareja desde un punto de vista sistémico, con la implementación de múltiples recursos técnicos: suministro de información, señalamientos y redefiniciones, intervenciones paradojales y prescripciones del síntoma, sugerencias específicas (las llamadas “tareas”), juego psicodramáticos o gestálticos, sueño dirigido, técnicas corporales y de relajación, hasta interpretaciones desde una perspectiva psicoanalítica o el uso de medicaciones específicas cuando esto se requiera.
Quizás no quisiéramos abundar en su tipificación pero si hacer una aclaración: nuestro país viene de una tradición terapéutica fuertemente influida por el pensamiento psicoanalítico en casi todas sus corrientes que, junto a sus aportes positivos, trajo una gran polémica en contra de las Psicoterapias breves, a la que se veía como un subproducto, como una versión bastarda de las psicoterapias "profundas" y no como un instrumento terapéutico con dinámica propia, con una articulación técnica que le otorgaba una singularidad insoslayable y que, además, resultaban efectivas.
Esta polémica zanjada en casi todo el mundo aún hoy la escuchamos con respecto a las Terapias Sexuales, especialmente desde la ortodoxia, ya sea freudiana o lacaniana. Pero lo que no resuelven algunos psicoanalistas lo resuelven los mismos pacientes: ellos no suelen esperar tanto y se autoderivan o abandonan los tratamientos que no tienen en cuenta su problemática sexual. En el lado opuesto hoy vemos que muchos psicoterapeutas nos envían sus pacientes, habiendo perdido, entre otras cosas, el miedo a que el paciente se le fuera por derivarlo al Sexólogo (de la otra manera algunos veían que cansados de esperar lo irrealizable, desertaban sin mayores explicaciones). Al punto que, en nuestro Centro, aproximadamente un 40% de los consultantes están en el curso de una Psicoterapia individual, grupal o de pareja, y llegan por autoderivación o por derivación de sus propios analistas.
¿Qué tratan los tratamientos sexológicos?
Creo pertinente, aunque parezca una obviedad, circunscribir el tipo de problemática que abordan las llamadas Terapias Sexuales, por lo menos en nuestra práctica cotidiana.
Desde los varones las consultas más frecuentes están dadas por las Disfunciones Erectivas (Impotencias) y la Eyaculación Precoz, aunque últimamente notamos un incremento de Inhibición del deseo sexual (Disfunción del deseo)y de fobias sexuales. En menor grado vemos casos de Eyaculación retardada o ausente, crisis de identidad sexual, o conflictos con la homosexualidad.
Desde las mujeres las consultas más frecuentes son por anorgasmias, disfunción del deseo, y en menor grado fobias sexuales y vaginismo.
Una consulta que puede asociar la problemática de ambos miembros de la pareja es el llamado matrimonio no consumado, entendido así a quienes no han podido consumar un coito con penetración durante un lapso de unos 6 a 8 meses, a pesar de intentarlo al menos una vez al mes.
Un hecho digno de observarse es que ciertas depresiones larvadas, reactivas, comienzan a manifestarse por algún síntoma en el área sexual: disminución del deseo, menor respuesta erectiva, dificultad de llegar al orgasmo. Sólo en el curso de las entrevistas diagnósticas, y aún algo después, el síndrome depresivo irrumpe claramente. Lo remarcable es que al no ligar el síntoma sexual con esa depresión subclínica aquél va reforzando aún más la baja de la autoestima y la pérdida de confianza, con aumento de la vivencia displacentera.
Abordaje diagnóstico
Es nuestra manera de trabajo que, salvo muy pocos casos, el consultante sea estudiado desde lo psicológico tanto como de lo físico con estudios complementarios cuando el cuadro lo amerite. Esto nos hace cotejar las distintas ópticas, ya que considero que, existiendo en ciertas disfunciones los factores predominantemente orgánicos, éstos deben ser correctamente diagnosticados para no llevarnos a fracasos terapéuticos o a cometer actos iatrogénicos.
Quizás con un caso clínico podremos ilustrar con mayor claridad lo antes expuesto:
Carlos T., de 45 años, divorciado desde hace tres, con dos hijos, es derivado por su médico clínico. El síntoma por el que nos consulta es un déficit erectivo franco. Si bien Carlos estuvo 6 años sin tener relaciones sexuales, en los últimos meses lo intenta con una nueva pareja fracasando en todos los intentos. Con esta compañera consigue una erección a medias pero que dura poco y no permite la penetración.
Como antecedentes refiere que fue un gran fumador pero que abandonó "el cigarrillo por la aparición de manchas en las piernas y cansancio y calambres al caminar". Fue siempre un eyaculador precoz y está en tratamiento psicoterapéutico desde hace dos años.
Se presenta en la consulta como una personalidad depresiva, con dificultad en los vínculos afectivos: ya sea con los hijos, parejas o amigos. Con una cierta restricción en su vida social, con abulia y apatía, gran pesimismo en cuanto a su estado actual.
Los estudios hormonales y arteriales (Doppler peneano) son normales. Esto hace pensar en un primer momento en una Disfunción erectiva situacional donde estarían incidiendo su mala relación matrimonial y posterior separación, su dificultad para vincularse y su estado depresivo, sumado a su eyaculación precoz (causa frecuente de impotencia), pero la ausencia de erecciones matinales y nocturnas nos llevan a decidir la realización de un Monitoreo de la Tumescencia peneana nocturna (MTPN), estudio importante para descartar organicidad. Esta prueba da como resultado "Dudoso a patológico" por lo que se barajan dos salidas posibles: 1) implementación de una Terapia Sexual tentativa, incluso como prueba diagnóstica, o 2) la utilización de otro estudio: el Test con drogas intracavernosas (Clorhidrato de Papaverina y/o Fentolamina).
Se decide por la primer opción con la ayuda de medicación antidepresiva-antifóbica (Foxetin) pero ante la falta de respuesta en la cuarta sesión se cambia la estrategia y decidimos aplicar Papaverina intracavernosa en dosis crecientes. Dos pruebas sucesivas dan negativas, o sea: no hay erecciones inducidas por efecto de la droga. Se agrega Fentolamina a la Papaverina: también da negativa. Conviene aclarar que el paciente continuaba con su Psicoterapia y con nosotros tenía entrevistas de apoyo. A partir de las tres pruebas negativas suponemos una falla venosa peneana y se decide realizar una Cavernosometría dinámica y cavernosografía donde se constata una "Fuga venosa masiva" lo que indica que el factor orgánico tiene una alta incidencia en su disfunción. Por lo tanto, de común acuerdo con el paciente y con el psicoterapeuta, se lo remite al médico derivador para evaluar la posibilidad de una cirugía venosa, hecha con anestesia local y en forma ambulatoria. Recién allí, siendo exitosa la intervención, se implementó una Terapia Sexual.
Elegimos este caso, en los años previos al Viagra porque tenía varios ingredientes que nos podrían hacer pensar en factores situacionales y psicológicos de su impotencia y, quizás de no haber insistido en la duda diagnóstica amparándonos en ellos, hubiéramos llegado a un fracaso terapéutico, con el agravante de una posible negligencia en el acto médico, y es un caso donde ni el profesional derivador fue un obcecado organicista ni los Sexólogos actuamos con un psicologismo excluyente. Nadie fue remedo del Dr. Pangloss volteriano que afirmaba que: -con lo mío- “tout va pour le mieux”, sino que pensamos, y no suele ser un acto tan frecuente, que dos ópticas, aunque diversas, podían ver más que una.
Hay otros casos donde, a pesar de que si bien no hay lesión evidenciable, es importante la intervención de un Ginecólogo y es en los casos de Matrimonios no consumados y en los Vaginismos, no sólo con fines diagnósticos sino en el marco del proceso terapéutico. En otros casos son necesarias las interconsultas con Endocrinólogos, en casos de disturbios hormonales, o con Urólogos. En los casos de descenso de la Testosterona plasmática o de la DHEA con la subsiguiente disminución del apetito sexual y de la capacidad erectiva se da un cuadro bastante típico de interrelación de las dos vertientes: muchos cuadros de disfunción erectiva, de origen psicógeno, cuando se cronifican nos van dando descenso de los andrógenos o aumento de prolactina con lo que van agravando el cuadro erectivo. O sea aquello que nació como un conflicto emocional terminó siendo algo psicosomático con el necesario abordaje psicoterapéutico y hormonal.
Las Terapias y el sildenafil
De todas maneras la Terapia Sexual es compatible, complementaria y sinérgica con el sildenafil (Viagra) en el caso de la disfunción eréctil y con tratamientos psicofarmacológicos -como es en el caso de las fobias sexuales, vaginismo, matrimonio no consumado, o cuadros psiquiátricos mayores como la depresión, esquizofrenia, enfermedad bipolar, trastorno obsesivo compulsivo. Como bien es sabido, muchos de estos fármacos suelen producir disfunciones sexuales lo que suele abordarse en el marco de estas técnicas. En mi experiencia el uso conjunto del sildenafil y las Terapias Sexuales contribuye a la efectividad y brevedad de los tratamientos en la disfunción eréctil e, incluso, de la eyaculación precoz. En cuanto al uso de este novedoso fármaco en las anorgasmias femeninas podemos decir que está en etapa de experimentación y prueba.
Conclusiones
Si dejamos de lado las disfunciones donde los factores orgánicos son predominantes, podemos ver que diversas circunstancias por las que puede atravesar la vida sexual de una persona, sucesos previsibles algunos y otros accidentales, pueden afectarla. Entre las primeras están la edad y las crisis vitales, la constitución de una pareja o de una familia, el nacimiento de un hijo. Entre las segundas hay hechos dramáticos como enfermedades, separaciones o muerte de un ser querido, operaciones vividas con un sentimiento castratorio. Tanto unos como otros pueden influir sobre la conducta y el desempeño sexual y en ocasiones cristalizar en una disfunción sexual de mayor o menor gravedad. Antes se planteaba el interrogante de que siempre se debían a problemáticas inconscientes en cuadros psicopatológicos que sólo con una terapia prolongada y profunda podrían remitir. La experiencia clínica nos muestra que es posible trabajar con las circunstancias presentes y resolver el síntoma sin que necesariamente sea desplazado y reemplazado por otro. Por otra parte, también sabemos de largos tratamientos cuyo motivo de consulta fue precisamente el problema sexual y que jamás se resolvió por esa vía: los pacientes suelen graficarlo con claridad cuando nos dicen: "Me ayudó para otras cosas pero esto no lo solucioné". Cada vez son más los colegas, analistas o médicos en general, que nos derivan a sus pacientes para una breve intervención terapéutica, concomitante a la Psicoterapia. En otros casos, de ser necesario, terminada la Terapia Sexual se deriva a tratamientos de Psicoterapia individual o vincular, para quienes sea necesario profundizar en otros aspectos de la vida personal.
Las Terapias Sexuales tienen como principal objetivo el alivio sintomático y el mejoramiento de la función sexual del paciente, por lo tanto repetimos que sus objetivos se encuentran recortados, focalizando en los obstáculos que impiden una sexualidad satisfactoria. Su innovación técnica reside también en el suministro de información y la utilización de sugerencias específicas (tareas sexuales y comunicacionales) a realizar fuera de las sesiones. No vamos a caer en el simplismo de afirmar que con dar una tarea el paciente la realizará sin sortear ningún obstáculo: muchas veces lo que se busca es introducir un cambio en el sistema señalando las pautas de interacción de la pareja, y ya sea que las hagan o no, nos develan aspectos estructurales o relacionales que lo meramente verbal no haría aparecer. Está en claro que en el curso de estas Terapias se acostumbra atender otros conflictos psicológicos o familiares, así como los vínculos primarios o la relación transferencial, pero siempre apuntando al objetivo principal: la remisión de los síntomas sexuales. El uso conjunto de técnicas corporales y experienciales sistemáticamente estructuradas, que acompañan a las sesiones terapéuticas centradas en la problemática sexual, sumado a una comprensión psicodinámica y sistémica sobre la aparición o persistencia del problema es lo que constituye la especificidad y efectividad de las llamadas (Psico) Terapias Sexuales.

El futuro emocional y psicosexual del niño con padres separados.

El futuro emocional y psicosexual del niño con padres separados.

A veces los niños están en mejores condiciones en un hogar de padres separados que en un hogar desdichado con ambos padres presentes. Es necesario que los padres eviten que sus propias peleas se libren a través de sus hijos. Y los hijos de padres separados deben dejar de lado la tentación de ocupar el lugar del padre ausente, de la misma manera de que deben de dejar de gastar fuerza y emociones en la lucha porque sus padres vuelvan.
El divorcio o la separación en así mismo no lleva necesariamente a problemas psicológicos del hijo. Aquél que vive en un hogar con padres en que la pareja no está integrada y son ambos infelices, es más propenso a encontrar dificultades psicológicas, que aquél hijo de una pareja que se lleva mal pero que ha tenido la suficiente fuerza y ha sido todo lo sana que se requiere para romper una relación patológica, si no han podido arreglarla.
Hay distintos ambientes familiares que promueven el desarrollo de desórdenes psicológicos en los niños, estén sus padres separados o no:
a. Las perturbaciones psicológicas de uno o ambos padres.
b. La mala orientación y las contradicciones.
Estamos por lo general acostumbrados a ver perturbaciones psicológicas en hijos de parejas separadas, pero no siempre éstos son resultado de la separación en sí misma, sino del manejo que los adultos hacen de esa situación.
Generalmente, en los casos de separaciones, los padres tienden a ocultarles a sus hijos, cosas que estos debieran saber. Debemos tener en cuenta que los niños son mucho menos frágiles de lo que los adultos creen, y son muy capaces de aceptar la realidad, por más que les cause dolor, más que la mentira y la duda.
A un niño le cuesta manejar la ansiedad que le produce la ignorancia y el ocultamiento, porque en esos casos fantasea cosas mucho más graves que las que ocurren u ocurrieron. Las verdades a medias confunden a cualquier ser humano creando desconfianza y expectativas. Un niño en esta situación está siempre alerta esperando saber o descubrir algo más, porque no entiende lo que sucede y percibe que lo que le dicen no es real.
La realidad, por más penosa que sea, y aunque cause tristeza, crea confianza y da seguridad al niño, de saber exactamente donde está parado. Puede de esta manera manejarse con mayor eficacia frente a lo que lo rodea.
Es conveniente que la madre (que es en nuestra sociedad la que generalmente queda con los hijos) inculque a éstos que el padre ausente los quiere a pesar de haber abandonado a la familia. Esto es real en una gran cantidad de casos. ¿Pero qué ocurre cuando el padre ausente vive cerca y no viene nunca a ver a su hijo? ¿Qué ocurre cuando no se tienen noticias de él en años?' ¿Qué ocurre cuando la madre abandona para siempre a su hijo?
¿Lo quiere realmente? Es difícil creerlo!
¿Y en estos casos se le debe decir a los niños que los padres lo quieren?' Yo creo que no. Porque esta mentira confunde la idea de amor que luego tendrá cuando sea mayor. Si ésta es la forma de amor que le enseñamos, ¿qué podemos pretender para un futuro?.
Si se le dice que ese progenitor lo quiere, cuando no es verdad, el niño sentirá el engaño y perderá confianza en el padre que le miente. ¿En quién podrá confiar después para formar una pareja si no confió en ninguno de sus padres? (Uno porque no lo quería y el otro porque le mentía).
A estos niños, por muy cruel que parezca, habrá que explicarles que ese padre o esa madre los quiere poco. El niño sufrirá por esta verdad, pero podrá elaborar esta pena y no distorsionará la idea de amor. Habría que decirle que ese padre o esa madre está mal, que tiene un defecto en su personalidad que le impide amar a su propio hijo. Debe ser comprendido, compadecido y no odiado, porque no podemos odiar a una persona que se pierde algo tan importante y hermoso como es el amor, el encuentro y la comunicación con el hijo.
Y a ese niño habrá que estimularlo a que busque afecto en quien pueda dárselo y que no viva pendiente y esperando el amor de un padre y una madre que no pueden darlo. Es necesario enseñarle con palabras y con actos que el amor es reciprocidad y ésto le servirá para su futuro emocional y psicosexual sano.

El amor para Erich Fromm es cuidado, respeto, conocimiento y responsabilidad. Y un padre que se aleja de su hijo, no lo cuida, no lo respeta, no lo conoce y no es responsable para con él.
Otro de los errores que cometen los padres de parejas separadas es criticarse mutuamente frente al hijo. La gente que se critica genera odio, venganza, revancha y falta de respeto. Es importante para el futuro normal y sano que un niño aprenda a respetar y a admirar, y estas situaciones no hacen que respete ni admire.
Pero tampoco se deben adjudicar al otro virtudes que no tiene, porque eso tampoco se cree. Si el padre ausente era tan perfecto, ¿por qué se fue, por qué los dejó, por qué se produjo la separación?
La forma menos dañina de abordar tales situaciones consiste en darle al niño la idea precisa de cómo son realmente las cosas, cómo son sus padres con sus virtudes y sus defectos. Como, todo ser humano, ellos no son perfectos y él debe entenderlos para poder luego entender a las demás personas con un criterio realista. Si los padres tienen muchos defectos, paciencia, el niño sufrirá por no poder admirarlos. Pero eso será más positivo que hacerles admirar a personas llenas de defectos. Después no sabrán dónde está lo deseable y vivirán confundidos para hacer sus elecciones.
¿Qué hacemos entonces? ¿Le contamos al niño todos los detalles por más sórdidos y tristes que sean? Creo que tampoco esto es conveniente. Hay que buscar caminos intermedios y adaptarlos también a la edad del hijo.
Lo importante es que cada padre le enseñe a ver las conductas objetivamente. Y aquí es donde se falla generalmente. Llevados los cónyuges por resentimientos, no son objetivos y ésto también hace mal al niño.
Los detalles sórdidos son de los padres. El niño debe respetar que hay cosas privadas y que él tiene también las suyas. Pero no hay que engañarlo. Es preferible decirle: "Mira, aquéllo es un problema que solo concierne a papá y a mamá".
Hay que enseñarle que él no tiene la culpa de la separación, que no debe estar enojado por eso, porque el enojo no sirve para arreglar nada. Podrá estar dolido, triste y ésto hay que aceptarlo, porque el duelo por lo perdido es un mecanismo normal. Habrá que ayudarlo a estar mejor con afecto y entendimiento.
Hay otra problemática también importante en el hijo de padres separados, y está ligada a la doble moral sexual existente en nuestro medio latinoamericano. Como dijimos al principio, generalmente el niño vive con su madre. En casos en que ambos padres formaron nuevas parejas si éstos no lo llevaron con ellos, vive con sus abuelos. Y aunque parezca que con ellos es muy feliz, "ya que con ellos se crió", si ningún padre lo ha llevado a su nuevo hogar el niño se siente abandonado, malo, culpable y crea temores y desvalorizaciones sobre él mismo, así como resentimientos hacia los demás.
Si sus padres aún no formaron nuevas parejas, están por lo general intentando buscarlas. Luego de la destrucción del hogar y de los problemas que ésto acarrea, el clima no es el más propicio para entablar una serena relación de pareja. No obstante se sienten solos y siguen intentándolo casi constantemente. Es como si volvieran a la adolescencia.
Muchas veces con una seguidilla de fracasos, ansiedades y contradicciones. Desde el punto de vista social una mujer separada no es todavía bien vista. Que vuelva a estar noviando es motivo para que la censuren (aún sus propios padres la critican en muchos casos delante del niño).
¿Qué pasa emocionalmente con el niño cuando su madre no es bien vista en el entorno social?
Partamos de lo que creemos que necesita un chico para ser emocionalmente y psicológicamente sano:
1. Seguridad, estabilidad.
2. No sentirse abandonado, sentirse querido.
3. No sentirse señalado negativamente.
4. No ser educado con contradicciones.
5. Tener buenos modelos para seguir.
6. Ver la sexualidad como algo bueno y positivo.

¿Qué pasa generalmente con un niño que tiene sus padres separados?
1. Pierde seguridad y estabilidad. El estado no ampara como debería a la madre sola, con hijos. Por lo tanto ella debe dejarlo para salir a trabajar y muchas de sus salidas de trabajo (al ser separada) se confunden con salidas de placer que no son bien vistas (esto sumado a las salidas de placer tan necesarias en todo ser humano).
El niño en muchas ocasiones oirá: "Esa no se acuerda de ti", "Ayer vino a tal hora", etc.
2. Se siente abandonado, no respaldado cuando su madre sale.("Si a mi madre la critican es porque no la quieren, ¿me querrán a mi?").
3. Señalando le dicen: "tu madre tiene novio, es una loca, anda con uno y con otro".
4. El niño se educa con contradicciones. Muchas veces la madre es demasiado severa (porque debe cumplir sola el papel de ambos padres) y esto se contradice con su conducta "liviana".
5. Al ser criticados, los modelos de los padres no le sirven, tampoco el de quienes los critican.
6. Ven la sexualidad como algo malo, pecaminoso y peligroso. Las niñas por ejemplo tienen grandes conflictos por estos problemas, que luego se manifestarán en gran timidez, o en copiar a la madre buscando parejas que no le sirven, o que tal vez solo le sirven para sacarla del hogar (suelen repetir la historia).
Los varones suelen formarse ideas distorsionadas de la mujer. En otros casos, por formación reactiva, o por pena, la ensalzan tanto que luego nunca encuentran la "mujer perfecta" que era su madre.
De ninguna manera estoy censurando a las personas separadas que forman nuevas parejas. Esto es muy positivo si lo hacen en forma adulta. Una nueva pareja muchas veces da a ese niño un nuevo hogar de muy buenas características, y encuentra en la pareja de su progenitor alguien muy positivo para su vida. Pero esto no es lo más usual (a veces porque lo mismo que llevó a la ruptura lleva a nuevos fracasos y otras veces porque la sociedad actual ayuda poco: patria potestad no indistinta, falta de ley de divorcio, etc.).
Otros conflictos que tienen que ver con hogares con padres separados son la falta de identidad sexual con el progenitor del mismo sexo cuando es éste el que falta. Otras veces, aunque éste no falte, su imagen es criticada o mal vista, casi borrada y totalmente desvalorizada.
Un hogar no siempre es destruido porque sus padres están separados. Generalmente estaban destruidos antes de la separación, o se destruyeron por no separarse a tiempo. Muchos hogares con padres separados, muchas veces son un hogar muy sano y bueno para el menor, pero éstos no son la mayoría en nuestro medio.
Para un buen desarrollo sexual se necesita: identidad sexual, conceptos claros de amor, pareja, responsabilidad, roles. Falta de culpa, y ver al cuerpo y al sexo como algo bueno. En nuestra sociedad gran parte de esos elementos faltan en los hogares destruidos, de allí la problemática. Es por eso que las parejas que se separan deben tener mucho cuidado en las temáticas que hemos mencionado, necesitando muchos de ellos una buena orientación para el trato adecuado y la crianza



Fuente: Dra. Mirta Granero

Comunicación No Verbal y Educación Sexual

Comunicación No Verbal y Educación Sexual


La comunicación es un elemento esencial en el ámbito cotidiano y humano, también lo es en el espacio dedicado a la educación en general y a la educación sexual en particular.
PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

Tradicionalmente cuando se ha hecho referencia a comunicación se ha estado hablando de lo relativo a su componente verbal. Los seres humanos nos comunicamos a muchos niveles simultáneamente en forma consciente e inconscientemente. Según Raymond Birdwistell “El hombre es un ser multisensorial que algunas veces verbaliza”.

En el presente trabajo queremos ocuparnos de la comunicación no verbal, de aquello tan fundamental y tan poco considerado en sus verdaderas dimensiones, siendo ésta una realidad que influye considerablemente en nuestro quehacer cotidiano.

Consideramos que en los procesos de Comunicación de nuestra práctica docente no hemos tenido en cuenta a la Comunicación No Verbal, que tiñe singularmente los mensajes transmitidos durante el proceso de Enseñanza - Aprendizaje. Esta desconsideración evidencia la inconsciencia respecto a la importancia de esta forma de comunicación y constituye una debilidad del proceso de enseñanza que protagonizamos.

En lo referente a la Educación Sexual en particular, esta ausencia es todavía más significativa y dañosa ya que estamos dejando de lado otro modo de expresión que puede estar filtrando información contraria a la que queremos transmitir.

Para Flora Davis la capacidad de descifrar los gestos, movimientos, pausas es algo que todo el mundo posee desde la infancia. Es lo que llamamos intuición y se aprende inconscientemente desde la mas tierna infancia y que se utiliza también inconscientemente. Por ello tenemos el talento de interpretar los movimientos corporales y reaccionamos de diversas formas ante los distintos tonos de voz. También es lo que hace que nos dejemos guiar por una sensación global de la situación mas que por un análisis más detallado e intelectual de la misma.

El lenguaje del cuerpo plantea la siguiente cuestión: que el 65% de nuestro mensaje es no verbal, que el 28% está en el tono y otros aspectos paralelos y que sólo el 7% iría a través de las palabras. (Allan Pease).

Mediante la comunicación no verbal, estamos enviando a los demás nuestras actitudes, nuestros sentimientos.
CONSIDERACIONES Se parte adaptando los principios generales de la comunicación al ámbito de la educación con conceptos tales como:

· Es imposible no comunicar.

· No es posible educar sin comunicar.

· La educación sexual tiene que considerar dos aspectos:

- Contenidos y Relaciones. Ambos son muy importantes.

· La comunicación didáctica utiliza tanto los contenidos, es decir lo digital, como las relaciones o sea lo analógico.

La finalidad de este trabajo es una toma de conciencia y reflexión crítica de nuestra práctica para mejorar la calidad de la enseñanza y humanizarla.

1.1.- Objetivo General

Contribuir al mejoramiento de nuestras Prácticas Docentes como educadores sexuales mediante la toma de conciencia de la importancia que tiene el Lenguaje No Verbal en el ejercicio de la Profesión.

1.2.- Objetivos Específicos

* Conocer y concientizar un mundo de mensajes que nos afecta permanentemente: El del Lenguaje No verbal.

· Promover una autorreflexión en este aspecto.

* Potenciar la Comunicación Cotidiana.
* Contribuir a Educar con orientación a la pluralidad y diversidad y no a la homogeneidad.

· Profundizar el análisis crítico de nuestra práctica.
2.- ELABORACIÓN DEL MARCO TEÓRICO
2.1.- Fundamentación Teórica

La temática elegida pertenece al Campo de la Comunicación , se vincula con el Lenguaje utilizado para relacionarnos , por lo que se encuentra muy unida al quehacer Docente , ya que sólo puede haber Educación cuando se puede establecer una Comunicación entre Docente y Alumno .

Así observamos que nos comunicamos o interrelacionamos por lo que genéricamente denominamos “Lenguaje”.

Esto nos obliga a analizar la Comunicación en el campo de lo fenoménico , como hecho empírico que se produce .

Desde esta perspectiva observamos que la Comunicación se nos presenta como “Proceso” es decir como un Acontecer durante cierto tiempo y en determinado espacio ; pero además este proceso tiene como característica que en él encontramos siempre : Un Emisor, Un Receptor y El Mensaje .

El Proceso de la comunicación parte del Emisor , que es quién selecciona una idea y la acomoda según las condiciones sociales , culturales y psicológicas de él , esta actividad se realiza en fracciones de segundos y constituye la codificación que realiza el Emisor para Canalizar el Mensaje y enviarlo al Receptor .en este proceso el Emisor debe tener también en cuenta las características del Receptor, es más , debe existir entre ambos sujetos Un Campo de Experiencia Compartido , pues el Receptor debe recibir el Mensaje y proceder a decodificarlo y a su vez esta decodificación debe generar una nueva codificación en él para que se establezca la Comunicación . Luego el Emisor no sólo elige la idea sino también el Canal a utilizar para enviarla al Receptor . Los Canales pueden ser Auditivos , Visuales táctiles etc. y en función de ellos serán los Códigos a utilizar : las Palabras orales o escritas ,los Gestos, las Miradas , las Distancias. En la figura siguiente se puede sintetizar lo dicho anteriormente
Las diferencias entre los distintos Canales nos dan el “Alcance” de la comunicación.

Después de este análisis Fenoménico del Proceso de Comunicación en general ,para nuestros fines , resulta importante rescatar que la Persona, tanto del Emisor como del Receptor, es un Todo y como tal, cuando se comunica lo hace integralmente , lo que se evidencia aún más en la actividad docente. Es decir , no se comunica sólo mediante el canal oral con el código de las palabras, sino que el Mensaje comunicado es mucho más amplio, más rico. Es así , que la palabra es completada permanentemente con un conjunto de “Acciones u Omisiones No Verbales “ que le confieren “Sentido” a los términos .

Este Sentido que esta diferido y diferenciado del Lenguaje Verbal interesa a todo el ámbito de lo Gestual o” Comunicación No Verbal”

Así nos concentramos en los “Gestos “; ya que muchos ademanes sirven para esclarecer un mensaje o pueden revelar emociones de un modo involuntario y allí es donde radica su trascendencia para la comunicación .

Es más , al atender a esos gestos podemos observar como cada individuo posee un estilo propio de gesticular , estilo este que se encuentra muy influenciado por su procedencia cultural y social-

Pero más aún , analizando este Lenguaje No Verbal vemos como ciertos aspectos del comportamiento no verbal de los seres humanos es muy parecido al de otros primates, así algunas cosas las comunicamos del mismo modo , por ejemplo todo lo vinculado a la Mimesis o Imitación , para demostrar aceptación y/o congruencia con el otro.

Sin embargo, desde la aparición del lenguaje oral codificado en la palabra hemos perdido conciencia de estos Códigos , que fueron los primeros que nos permitieron Comunicarnos y que hoy, si bien subyacen como substrato atávico , tienen tanto peso en nuestros procesos de comunicación que son los que dotan de sentido al lenguaje verbal ya sea para reforzarlo, debilitarlo o contradecirlo.

En coincidencia con lo anterior y para destacar aún más la importancia del lenguaje no Verbal el antropólogo social Edward T. Hall expresa:

“ Que el sesenta por ciento de nuestras comunicaciones “cara a cara” no son verbales , lo que significa que utilizamos lo gestual en una proporción mucho mayor de lo que somos conscientes.”- Y la sabiduría popular ha plasmado esto en la expresión : “ Un gesto vale más que mil palabras”

2.2.- Breve Reseña Histórica. Ciencia Incipiente.

Los estudios de la Comunicación No Verbal son recientes , sobre todo , el tratarla científicamente.

Si bien a principios del siglo XX surgieron las primeras investigaciones sobre las expresiones del rostro , estas no tuvieron grandes avances.

En la década del cincuenta , un grupo de científicos desde distintos campos de la ciencia , enfocaron la cuestión de un modo sistemático , entre estos investigadores , podemos mencionar a : Ray L. Birdwhistell, Albert E. Scheflen , Edward T. Hall y Paul Ekman, al principio cada uno estudiaba por separado , pero luego esto cambió y se creó una Nueva Ciencia que es el fruto de cinco disciplinas : la Psicología, la Psiquiatría , la Antropología , la Sociología y la Etología.

Luego , también se introdujo el estudio de la Cinesis que tiene por objeto analizar los gestos y movimientos de las personas , trabajando sobre todo con videos y películas .

Entre las obras publicadas sobre esta temática se encuentran :” La Comunicación No Verbal” de Flora Davis (1971 , EEUU )

Como así también el libro titulado “Comunicación no verbal y educación” de José Parejo ,en el cual este investigador trata de rescatar la importancia de esta comunicación en al tarea docente y realiza un análisis minucioso y sistemático de gestos , movimientos, miradas etc. estableciendo los mensajes que esos códigos comunmente representan.

2.3.- Definición de los Conceptos que integran las Variables

a) El Concepto de” Comunicación “esta entendido en el sentido amplio del término .Es así que implica un proceso , un Poner en Común, una Interacción . Con esta significación se comunican ideas, sentimientos datos etc.


b) Con la Expresión “Comunicación No Verbal” queremos referirnos a las “no palabras” que suelen enlazarse a las palabras o no y constituyen toda una constelación de mensajes , que aún sin entender estamos captando. -

Esta comunicación no verbal se subclasifica en:

1) Paralenguaje

2) Quinésica.

Entendemos por Paralenguaje a las cualidades fónicas , signos sonoros, fisiológicos o emocionales, pausas y silencios que a partir de uno de sus significados o de algunos de sus componentes referenciales, complementan o matizan el sentido de los enunciados verbales.

Con el término Quinésico queremos significar el sistema constituido por movimientos y posturas corporales que matizan a los enunciados verbales , incluyendo en ellos tanto a la mirada como al contacto corporal .

Ambos sistemas de comunicación ,se ponen en funcionamiento de manera natural para producir cualquier enunciado. Todos estos sistemas son plurifuncionales pues a través de ellos :

1. Se analiza el sentido de un enunciado verbal para confirmarlo, reforzarlo , debilitarlo contradecirlo o camuflarlo.

2. Nos comunicamos sustituyendo al lenguaje verbal , regulando la interacción , subsanando deficiencias verbales o favoreciendo comunicaciones verbales.


c) Por último ,con el término “Inconsciencia” pretendemos expresar que existe falta de conocimiento en el sentido de no haber reflexionado y/o estudiado lo relativo a todos los mensajes que enviamos con el lenguaje no verbal.

Las diferentes variables que se consideran en este trabajo están tomadas de los aportes que realiza José Parejo en su libro Comunicación No Verbal y Educación, en el cual se consigna con claridad, los distintos gestos que llevan implícitos diferentes significados, así cuando se forma un cero con lo dedos pulgar e índice se dará la idea de que somos muy precisos. Cuando se dirige los dedos hacia la cara, se está buscando precisión. El golpe al vacío será agresividad. Si la mano se utiliza como puntero se marcará todavía más la agresividad. Las manos extendidas hacia delante es: quisiera que me comprendieran, actitud que utilizan mucho los políticos. De esa manera si se proyectan las manos hacia abajo se estará intentando el control y el realismo y si las enviamos al frente nos protegemos.

Es importante el dedo dogmático o dedo acusador ya que es muy agresivo y negativo.

Si se mira a la persona de arriba abajo es signo de superioridad. Mirar o no mirar es también significativo. Cuando miramos de abajo hacia arriba nuestra posición es de enfrentamiento y desaprobación.

Fruncir el entrecejo cuando algo nos preocupa, alzar los ojos para demostrar sorpresa, reir cuando algo nos complace, replegarnos en la desesperación o tristeza.

La mirada frontal y en silencio, puede se acusadora y dominadora. También la sonrisa puede ser un arma de superioridad y descalificación.

Pasearse con la manos en la espalda puede indicar, relax, superioridad y seguridad.

Otro gesto que es indicador de superioridad es cuando los pulgares asoman por los bolsillos o por encima de los brazos cruzados.

Una postura de mayor superioridad frente a otros es estar escuchando a una persona que nos habla y permanecer sentados poniendo nuestras piernas en lo que se ha llamado la postura far - west.

Colocarse frente a una persona que nos habla de pie, con las piernas abiertas, los pulgares en el cinturón, es una respuesta a una actitud de superioridad y es también una simetría en esa postura.

En esta postura están en juego también otros gestos, no sólo si levantamos la cabeza(confrontación), si miramos de lado(desafío).

Otro aspecto que Parejo menciona es apoyar ambas manos sobre la mesa, dejando claro que tenemos ese signo, la mesa del profesor, como muestra de dominio del espacio.

Si se está manteniendo una conversación y se apoya en el marco de la puerta, indicamos que ese es nuestro territorio.

Por otra parte estar tiendo y callar enseguida nos mostrará un estado de contradicción, producirá una confusión en la actitud que vamos a mantener frente a quien lo hace.

Otro mensaje que indica contradicción es sonreír en una situación negativa.

Si hemos planteado algo y la otra persona se rasca el cuello o la nuca, es mejor que esperemos un poquito. Está dudando.

Los brazos y las manos son utilizados muchas veces a manera de barrera. Un gesto muy claro es el de los brazos cruzados.

Es conveniente observar que si además de los brazos cruzados las manos están cerradas con fuerza, la persona está sosteniendo una batalla con su tensión y su agresividad.

Cuando se tiene las manos sobre la falda, el cuerpo erguido y las piernas muy juntas con ambas rodillas unidas, en tensión, nos envía el mensaje de cierre y desconfianza.

El mismo escritorio del profesor es una barrera que protege.

En lo referente a las miradas, la mirada evasiva se traduce como no me interesa, la mirada alterna como no se centra, la mirada entrecortada, cierro los ojos, me niego a y la mirada ida, ni siquiera estoy.

En otro sentido las manos entrelazadas, expresan cierta confusión. Sostener la cabeza entre las manos es señal de cansancio y de Ya no sigas.

El teclear los dedos es indicador de impaciencia..

Ladear la cabeza lleva a una comunicación más cálida.

Cuando los ojos se elevan y miran hacia arriba, estamos sosteniendo una actitud más fría, más distante y si miramos muy alto y luego hacia abajo, se indica superioridad e incluso desprecio.


La apertura comunicativa puede ser mayor si potenciamos brazos relajados y manos que no se ocultan.

En ningún caso se recomienda hablar frotándose las manos.

Problemas depresivos podrán entreverse cuando el cuerpo está decaído y los hombros hacia delante.

En cuanto a las formas de distribución del grupo en clase dice Parejo que la forma circular completa es muy positiva, la circular y parcial es también de igualdad, pero es menor completa, la Y es una forma centralizada y de liderazgo y en la estrella o rueda, la comunicación pasa por el centro.

También en el ámbito de la clase, sociólogos y psicólogos han observado que los alumnos que se sientan a la izquierda del profesor obtienen mejores notas que los del lado opuesto, al haber recibido el doble de miradas que los otros y sentirse así más reconocidos y estimados. El porqué el profesor tiende a mirar preferentemente a su izquierda se explica por la mayor actividad del hemisferio cerebral del hemisferio izquierdo en un proceso lógico.
APLICACIÓN AL CAMPO DE LA EDUCACIÓN SEXUAL

Consideramos de fundamental importancia incluir los conceptos aquí vertidos dentro de la formación de los docentes encargados de la educación sexual ya que pueden, mediante este conocimiento, revisar sus propias prácticas, tomar conciencia de ciertos mensajes que pudieran estar emitiendo, así como también obtener más información de los alumnos a través de la observación de la comunicación no verbal que los mismos están transmitiendo.

De este modo creemos que sería deseable que la comunicación no verbal se incluyese dentro del currículo de formación del educador sexual.

Fantasias Sexuales: el limite de lo real

INTRODUCCION Y DEFINICIÓN



Las fantasías son como los fantasmas. No son reales, pero existen. Que las hay, las hay. A tal punto que la nueva definición de Sexualidad de la Organización Panamericana de la Salud (OPS-OMS-WAS 2002), comprende a las fantasías entre las manifestaciones principales de la sexualidad, son actividades sexuales. Angelo Monessi y Oswaldo Rodrigues (2001) dicen que la fantasía es a la sexualidad lo que la respiración es para la vida. Y ese hecho es lo que nos diferencia a los humanos de los animales.

Si buscamos definiciones de fantasía sexual, encontramos varias, pero proponemos que para este trabajo utilicemos la que, luego del análisis de todas las que encontramos, nos atrevimos a proponer en nuestro Diccionario de Sexología. Dice así: “Las fantasías sexuales son representaciones mentales imaginarias que estimulan y/ o acompañan los actos sexuales. Es una importante actividad erótica que permite trascender la limitada realidad, creando y economizando situaciones” que favorecen los deseos, sueños, esperanzas (Flores Colombino 1997). Pueden expresarse mediante imágenes exclusivamente, o mediante pensamientos o ambos.

Según se mire, las fantasías sexuales son “malos pensamientos”, pues nuestra cultura occidental ha extendido el concepto de ‘pecado del acto’ al de ‘pecado del pensamiento’, en la medida que el fantasioso se complazca o se regodee en sus fantasías. En otras palabras, es una transgresión el aceptar esas imágenes y pensamientos como una actividad legítima, válida y útil.

Pero la sexología clínica consagra a la fantasía sexual como un instrumento de tal validez, que sin ella es muy bajo o inexistente el deseo sexual, y por tanto es posible que se instale una disfunción del deseo sexual. Y a partir del allí, una disfunción eréctil, o excitatoria femenina, pues sin deseo no hay oxido nitroso, neurotransmisor principal de la respuesta sexual toda.

El enamoramiento suele ser fruto de la conmoción que la conciencia de cada persona sufre cuando descubre en otra las cualidades fantaseadas de su Ideal del Otro, mediante un proceso de idealización que está lleno de fantasías, y tal vez responsable de la liberación de feniletilamina y adrenalina. Muchas de ellas sexuales.

La testosterona como favorecedora del deseo sexual y de las erecciones nocturnas en los periodos REM del sueño, explica hoy la razón de las mejorías o no de los casos de disfunción eréctil, cuando no se disponía del sildenafil y de otros fármacos, y Lillemor Rosenqvist (1999) plantea la relación entre fantasías sexuales y niveles hormonales.

Podemos observar el recorrido que la fantasía traza desde la psicología, la moral y la bioquímica molecular.

ORIGEN Y FUENTES PSIQUICAS

Las fantasías sexuales forman parte de lo que el francés Gerard Zwang (1978) denomina la “cultura erótica”, que es todo cuanto el ser humano ha hecho para incrementar su atractivo y su quehacer sexual, que abarca desde las modificaciones físicas corporales, tanto instrumentales como no instrumentales, el uso de artefactos eróticos, el uso de códigos simbólicos eróticos y por último, la creación de fantasías a través de la imaginación y los recuerdos. Otro francés, como Charles Gellman, trazó una vía fisiológica de la necesidad y una vía psíquica del deseo para llegar luego a las conductas sexuales. Y en esa vía del deseo es la que Gilbert Tordjman (1975) menciona como una secuencia seriada de actividades psíquicas:

Recuerdos inconscientes

Fantasías inconscientes

Sueños nocturnos

Sueños diurnos o ensueños

Proyectos conscientes



Las dos últimas categorías son formas también de fantasías involuntarias y voluntarias: sueños diurnos o ensueños y proyectos conscientes. Todas nuestras experiencias vividas o incluso fantaseadas o inventadas en la infancia o cualquier otra etapa de la vida, alimentan nuestras fantasías. Pero también proveen de inspiración todo lo que leemos en revistas o libros de estudio, vemos en TV, encontramos en Internet o escuchamos en la radio o por boca de nuestros amigos o colegas. Todo enriquece nuestra fantasía sexual. Conocemos el efecto favorable de mirar un filme erótico, solos o en pareja, como forma de incrementar la fantasía y luego, el deseo sexual.

PSICOLOGIA DE LA FANTASIA SEXUAL

Vamos a analizar brevemente la fantasía desde un lugar conocido: el sueño. Nosotros, como humanos, no soportamos indefinidamente la tensión del mundo y periódicamente –cíclicamente- debemos dormir. Y cuando dormimos, podemos soñar en los periodos REM o MOR. Esos sueños traen a nuestra mente dormida los recuerdos inconscientes y las fantasías inconscientes, aun las más temidas o rechazadas cuando estamos despiertos, porque el sueño permite un debilitamiento de las defensas y de las censuras, y el contenido de lo soñado realiza alucinatoriamente un deseo, por lo general.

Como el simbolismo del sueño es universal, aparecen en el mismo temas variados, y entre los sexuales, las fantasías originarias de la procreación, la escena primaria del coito entre los padres, la seducción del niño por adultos y el miedo a la castración.

En ese mismo orden de ideas, Otto Fenichel (1966) plantea la existencia de dos tipos de fantasías: la fantasía creadora, preparadora de alguna forma de la acción ulterior, y la fantasía de los sueños diurnos, refugio de los deseos que no pueden ser realizados, que sustituyen a la acción.

Los sueños diurnos o ensueños, se parecen pero no son iguales a los sueños del dormir, pues procuran -al individuo que los tiene- una satisfacción independiente de la realidad. Es decir, tratan de compensar los aspectos desagradables o frustrantes de la realidad mediante sustituciones y desplazamientos que sustituyen lo no querido; por ejemplo, la indiferencia de la persona deseada, es sustituida por imágenes positivas llenas de esa u otras personas o situaciones que desea y no puede alcanzar en la realidad.

EL REINO DE LA IMAGINACIÓN

La fantasía que proviene de los ensueños es una creación de la imaginación. Y esta es la fantasía conciente: un pensamiento no seguido de la acción, pues la fantasía en sí es una actividad sexual, una actividad mental fundamental cuyo motor es el deseo no satisfecho en la realidad y que apunta a satisfacerlo. Los proyectos concientes también son fantasías concientes, que sustituyen a la realidad, pero pueden anticipar la acción, afinarla en el regodeo íntimo de lo que puede suceder en los hechos, edulcora y anticipa gozosamente la acción. Desde luego, los ensueños y los proyectos incrementan el deseo sexual. Stenwaga (1980) dice que la sexualidad es la única función en el desarrollo de la personalidad, que empieza por la imaginación, por una representación de lo que puede ser el acto sexual antes de poderlo vivir. Y toda esta serie de representaciones va a ser integrada en toda una red de significados, propia de cada sujeto, para constituir finalmente la imaginación erótica del individuo.

La fantasía sexual es un ensueño, imágenes que nos acercan al placer, a lo vital y energético, que nos permite ser personas independientes y únicas y estar al mismo tiempo en comunión con los demás. Dice Mancini (1986) que “las fantasías sexuales son uno de los pocos caminos que nos permiten ser libres”. Por eso la fantasía es todopoderosa, se expande hasta el infinito y no tiene límites, pues no los precisa ni hay nadie que los imponga. Por eso, en la fantasía puede pasar de todo. De lo bueno, pero también de lo malo, anotémoslo desde ya. Hay fantasías sexuales excitatorias y hay fantasías sexuales inhibitorias.

El psicoanálisis dice que las llamadas pulsiones del Yo ceden fácilmente ante el principio de realidad, pero no ocurre así con las pulsiones sexuales: ellas escapan rápidamente por la formación de fantasías, que es un tipo de pensamiento que se ocupa de satisfacer esas pulsiones sexuales en la imaginación. Las fantasías inconscientes que vimos más arriba, sólo pueden expresarse mediante síntomas neuróticos, creaciones artísticas o juegos infantiles. Por definición, no somos conscientes de tener fantasías inconscientes. Pero las fantasías conscientes expresan la estructura mental del sujeto. Boulanger (1975) dice “¿no es toda la vida psíquica la que aparece como tejida sobre la trama de la fantasía?”.

Por eso, las fantasías sexuales en sí, pueden ser un poderoso instrumento para definir los rasgos de personalidad y de carácter de las personas. Un análisis de las fantasías de cada persona nos revela muchas cosas de la misma, es una suerte de radiografía, tomografía y resonancia magnética al mismo tiempo. “Dime qué fantaseas y te diré quién eres” podríamos decir. Pero aun más. “Si conozco tus fantasías te diré qué eres, qué quieres, cual es tu orientación sexual, tu identidad sexual, tu potencial erótico y tu normalidad o patología mental”. Pero también podemos saber qué tipo de persona te atrae, te seduce, te conquista y te somete, pues la formación del Ideal de pareja que nos inspira a enamorarnos y elegir pareja, se basa en las fantasías sexuales que construimos a lo largo de la vida.

LA AUSENCIA DE FANTASIAS SEXUALES

Todos los terapeutas sexuales tenemos pacientes que declaran no tener fantasías sexuales. Es muy frecuente en mujeres con bajo deseo sexual. En estos casos, deberíamos concluir que los y las consultantes sí tienen fantasías sexuales, pero permanecen inconscientes, no permiten que de manera voluntaria sus fantasías sexuales afloren. Así que sus inhibiciones y trastornos en la construcción de su genitalidad adulta no les permiten tener un orgasmo, por ejemplo, tampoco les permiten tener y utilizar fantasías sexuales concientes como afrodisíacas que son. Los tres afrodisíacos más poderosos serían según Helen Kaplan (1978), el tiempo, el amor y la fantasía.

Esta presunta ausencia de fantasías, se refuerza con datos estadísticos, que dicen que él las tienen el 69 % de los varones y el 31 % de las mujeres, tan solo (Reik 1966). Pero Mancini (1986) afirma que este guarismo, así como el que los varones son más mirones o vouyeuristas y las mujeres son más proclives al contacto físico y afectivo, se fundamenta en diferencias culturales falocráticas, y no en una realidad, que es progresivamente permisiva para la mujer de nuestro tiempo.

FUNCIÓN DE LAS FANTASIAS SEXUALES

Teniendo en cuenta este último subcapítulo, que nos revela que no todo el mundo tiene fantasías sexuales, veamos qué función se le otorga a las mismas (Tordjman 1978):



1. Intensifican el placer sexual.

2. Economizan la realidad, sustituyéndola.

3. Realizan los deseos insatisfechos.

4. Sacian la necesidad de crear, imaginar.



1. Intensifican el placer sexual colmando los deseos conscientes y aun los inconscientes y más secretos.

2. Economizan la realidad, pues hacen posible lo imposible en un plano imaginario, pero que para el individuo posee valor simbólico o proveen de estímulos para la masturbación.

3. En la fantasía sexual se realizan los deseos insatisfechos, pues la persona realiza cualquier acto sexual con quien se le venga en gana, en que la censura no opera pues se trata de algo irreal, o que puede incluso operar como un estímulo trasgresor.

4. La realidad a veces es pobre, escasa o esquiva, mientras la fantasía puede llevar a la imaginación hasta la saciedad y la plena satisfacción.



TIPOS DE FANTASIAS SEXUALES

Se han propuesto varios tipos de fantasías sexuales más frecuentes que aparecen tanto en la masturbación como en el coito, así como en cualquier situación erótica:

1. fantasías de triangulación.

2. Fantasías sadomasoquistas.

3. Fantasías homosexuales.

4. Fantasías parafílicas: exhibicionistas, voyeristas, zoófilas, fetichistas, transvestistas, pedofílicas, necrofílicas.

5. Fantasías complejas: ser seducido/a, prostitución, sexo grupal, obediencia, huída, adoración, gula, mamaria, promiscuidad, poliginia o poliandria.

LAS FANTASIAS DE TRIANGULACION

Considerada la más frecuente de las fantasías, hacen que irrumpa como un acto voluntario o no, la imagen de una tercera persona en plena actividad sexual de la pareja: un ex novio, amante, esposo, o simplemente otra persona conocida o desconocida por la cual la persona fantaseante experimenta atracción sexual. La fantasía puede abarcar desde el cuerpo desnudo en actividad coital, desde diferentes ángulos o el registro de partes del cuerpo como los genitales, las piernas, la cara iluminada por el placer, o barbas, bigotes, mamas, pies, miradas o sonidos.

Las personas celosas desconfían de sus parejas cuando cierran los ojos en el coito “¿Con quién me están engañando ahora?” decía un personaje de Schnitzler en una novela. A veces la fantasía trae la imagen de un filme pornográfico, de una mujer mayor o de una niña, inspirada en una revista pornográfica o fotos de internet. En todos estos casos, la irrupción en el campo imaginario de otra u otras personas –porque el fantaseador puede recorrer todas sus experiencias previas como en una galería de mujeres o varones- desplaza a la pareja real. Pero también se puede imaginar el sexo grupal, en que la o las nuevas parejas se van incorporando, participando como espectadoras o como activas protagonistas del coito. Hasta aquí, las fantasías sexuales estimulantes y excitatorias. Pero también pueden inhibir la respuesta sexual.

El psicoanálisis afirma que la presencia del tercero obedece a la necesidad de revivir el triángulo edípico y aparecen fantasías coitales con la madre o el padre, y también con otras figuras del campo incestuoso, como hermanos, hijos, primos, tíos. En estos casos, y no en casos de figuras no incestuosas, la fantasía puede provocar la inhibición del deseo, de la excitación o del orgasmo.

Lo interesante de la fantasía durante el coito, es que se puede fantasear con la persona amada, duplicando el estimulo de la presencia con la de la creación imaginaria. Para algunos autores (Kinsey 1954, 1967), fantasear con la propia pareja es una de las más frecuentes en la vida cotidiana. Es decir, hay personas que son fieles hasta en la fantasía. Habría que preguntarse si esa fidelidad en la fantasía irreal podría revelar, sin embargo, que no se satisface con la realidad de su pareja.

Veamos otras situaciones sexuales concretas en que han sido estudiadas las fantasías.

LAS FANTASÍAS DE LA MASTURBACION

La mayor parte de las personas tienen fantasías mientras se autoestimulan y aún antes. El 75% de los varones y el 80% de las mujeres fantasean con el contacto con la persona amada, y esto es aun mayor en­tre los más jóvenes. Kinsey (1954,1967) había con­siderado que la fantasía jugaba un papel menor en la masturbación femenina que masculina, pero Hunt (1977) demostró que ello se debía a motivaciones culturales y no neu­rológicas como se había supuesto. No obstante, las mujeres son menos excitables por fanta­sías que los varones. Las fantasías más audaces utilizadas en la masturbación, según la encuesta de Hunt eran:

1. Relaciones con extraños: 47 % hom­bres y 21 % de las mujeres.

2. Actividad sexual con más de una per­sona del sexo opuesto simultáneamen- te: 33% de los varones y 18% de las mujeres.

3. Prácticas sexuales en las que uno ja­más incurriría en la realidad: 19% de los varones, pero el 28% de las mujeres.

4. Ser obligado a tener relaciones sexua­les (masoquistas): 10% los hombres y 19% las mujeres.

5. Obligar a alguien a tener relaciones se­xuales (sadomasoquistas): 13% de hombres y 3% de las muje­res.

6. Tener relaciones con alguien del mis­mo sexo (homosexuales): 7% de varones y 11% de muje­res.



FANTASIAS SEXUALES EN LA HOMOSEXUALIDAD

Las fantasías sexuales de los homose­xuales son muy interesantes. Estudiadas por Masters y Johnson (1979), para poder compararlas con las de homosexuales de ambos sexos, revela­ron que tanto los varones como las muje­res heterosexuales experimentaban fantasías sexuales con el siguiente conte­nido, en este orden de frecuencia:



1. Reemplazo de pareja establecida;

2. Ataque sexual;

3. Observación de actividad sexual;

4. Encuentros heterosexuales;

5. Experiencias sexuales grupales.



En cambio los varones y mujeres ho­mosexuales presentaban diferencias cla­ras entre sí y con los heterosexuales. Así, los varones homosexuales fantasean con:



1. Imágenes de anatomía sexual, sobre todo pene y nalgas;

2. Ataques sexuales en que son víctimas, violados, azotados;

3. En­cuentros heterosexuales: siendo forzados por mujeres o forzando a otra;

4. Idilios con varones desconocidos, idealizados;

5. Ex­periencias sexuales grupales, como ob­servadores más que como participantes.



Las lesbianas fantasean:

1. Con ata­ques sexuales: más por presión social que por medios físicos;

2. Idilio con pareja es­tablecida. Obsérvese, que a diferencia del homosexual masculino, las lesbianas fan­tasean con sus compañeras estables, idealizándolas;

3. Encuentros heterose­xuales: por presiones sociales;

4. Recuerdo de experiencias pasadas que no precisan aclaración; y

5. Imágenes sádicas: des­tructivas de órganos reproductores, tanto a mujeres conocidas como a hombres des­conocidos.



FANTASIAS SEXUALES EN EL MASOQUISMO SEXUAL

Las fantasías y las conductas sexuales masoquistas van unidas. Se fantasea con múltiples formas de ser humillado como ser orinado, defecado, obligado a arrastrarse, a imitar animales, a suplicar, a vestirse con ropa del otro sexo, ser vendado y encapuchado que implica sumisión sensorial, ser tratado como un niño, o que le efectúen perforaciones en la piel o los genitales.

Cuando se trata solo de fantasías de humillación suelen ser aun más atrevidas y ricas que la realidad: estar en situación de ser torturado con picanas eléctricas, violado o violada por múltiples personas, castigado con todo tipo de objetos con látigos, palos, picanas, cortes, pinchazos y coscorrones o con cualquier objeto, hasta que de la lesión mane sangre o hasta la muerte; ser siervo o esclavo al servicio incondicional de amos abusivos, con la inmovilización o restricción de movimientos para que uno se pueda escapar, puede ser de las muñecas y tobillos atados a la cama, con vendajes en los ojos o no, todo lo cual implica sumisión a la pareja, que puede hacer lo que quiera con él, aun matarlo; o ser agredidos en un callejón oscuro por una patota que le propina una feroz golpiza o le insulta soezmente. Cuando se trata de fantasías que no son preparatorias de actos masoquistas, son indispensables para excitarse durante la masturbación o el coito.

FANTASÍAS SEXUALES EN EL SADISMO SEXUAL

Las fantasías sádicas son parecidas a las maqoquistas, pero practicadas sobre una víctima: inmovilizarla físicamente, atarla con los ojos vendados a la cama o contra un objeto firme, darle una golpiza, azotarla, pincharla o perforar el cuerpo con objetos punzantes, quemarla con cigarrillos, aplicarle descargas eléctricas, efectuarle cortes, intentos de estrangulación, obligar a la víctima a arrodillarse, a comer excrementos, encerrarla en una jaula y finalmente, el homicidio. Las fantasías de violación con penetraciones anales y vaginales violentas, donde se provoquen lesiones sangrantes. Las fantasías sexuales sádicas suelen comenzar en la infancia y los actos comienzan a la edad adulta joven. El curso suele ser estable, pero los periodos de estrés o depresión pueden hacer que se incremente el deseo de avanzar en imágenes cada vez más violentas hasta la muerte del partener

FANTASIAS SEXUALES EN LA MIELODISPLASIA

Interesa saber que aun en discapacidades físicas importantes, las fantasías sexuales son frecuentes para la sexualidad de quienes las padecen, con características propias. Cabello Santamaría (1996) halló que en las personas con mielodisplasia, las fantasías sexuales más frecuentes eran:

1. Relación heterosexual con persona conocida que no es la pareja (50%)

2. Algún tipo de actividad sexual con la pareja habitual (14.2%).

3. Imágenes anatómicas inconcretas (7.14%).

Y no halló fantasías grupales u homosexuales como en los grupos de control.

CONCLUSIÓN

El chileno Mancini (1986) dice que la fantasía sexual capacita a todo individuo, potencial o efectivamente, para vivir en forma de imágenes un universo de posibilidades y alternativas eróticas. Así es como una fantasía sexual nos permite trascender nuestra limitada realidad y en muchos casos transgredir las normas y valores culturales a los que estamos adscriptos. Hay personas pobres de fantasías, y sin ninguna duda constituye un handicap que los terapeutas sexuales hoy en día sabemos como revertir (Kornhauser y Verdeguer 1991, Monessi y Rodrigues, 2000, Cavalcanti 2000). Y hay personas que no pueden vivir sus deseos más que en la fantasía. Son soñadores, fantasiosos que huyen de una realidad esquiva.

El escritor Marcel Proust decía “dejemos las mujeres bellas a los hombres sin fantasía”. Nosotros decimos que si la fantasía sexual es uno de los campos más ricos de la libertad, de la creatividad, de nuestra condición humana, los educadores y terapeutas sexuales tenemos una gran tarea para ayudar a la gente a liberarse creativamente para alcanzar una dimensión superior de la humanidad, en el plano de las fantasías.

No se trata de negar lo real ni de renunciar a él, sino se trata de darle a la realidad sexual y al placer sexual, el color y la belleza que hacen grandiosa a nuestra sexualidad y trascendente a nuestras vidas.



Fuente: Dr. Andres Flores Colombino.- Presidente de la FLASSES

UNA APROXIMACIÓN A LA CONDUCTA SEXUAL DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD-

CUANDO MI SEXUALIDAD ES PECULIAR: UNA APROXIMACIÓN A LA CONDUCTA SEXUAL DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD-

Estimados Amigos,

Este es el material de mi primera ponencia del día 31 de Enero, para el Instituto Ieses como colaborador del equipo de Xavier Conesa y Carme Serrat.

Mi intención va más allá del aprendizaje y utilidad de los contenidos y ponencias que impartiré, sino y sobre todo el que os puedan ser útiles para vosotros como profesionales, como hermanos, hijos, padres, profesores, amigos, y cómo no, como personas.

Sin evitar los tecnicismos, aunque sin evitar los que son necesarios, intenté redactar los mismos de acuerdo a trabajos de otros autores, a vivencias profesionales propias, y en algún caso, disculparme en base a opiniones propias que siempre son debatibles.

Que este campo de la psicología, la sexualidad y los múltiples matices que adopta sea el que desarrolléis y podáis ayudar a muchas familias y personas en vuestro fututo inmediato para el bien de la psicología, y en definitiva, para vuestro propio bien.

Trataré que la hora y media que dura la ponencia os resulte amena, informativa, sustancial y pueda hacerlos reflexionar en el sentido más positivo de las características, causas y terapias apropiadas para un colectivo siempre al margen del pensamiento de muchos: Los discapacitados.

Muchas gracias,

LUIS BUGARIN ANTELO

INDICE

1- ¿ DE QUÉ COLECTIVO HABLAMOS?. DEFINICIONES Y ENFOQUES

A) ENFOQUE SOCIAL

B) ENFOQUE MÉDICO.

2- DESCRIBAMOS EXACTAMENTE EL COLECTIVO: TIPOS DE DISCAPACIDAD. CAUSAS Y CRITERIOS DE IDENTIFICACIÓN.

A) DISCAPACIDAD FÍSICA

B) DISCAPACIDAD SENSORIAL

C) DISCAPACIDAD PSÍQUICA

D) DISCAPACIDAD MENTAL

3- SEXUALIDAD, DISCAPACIDAD Y PARÁLISIS CEREBRAL.

3.1 DISCAPACIDAD Y CONDICIONANTES.

3.2 ESTEREOTIPOS Y CREENCIAS.

4- SEXUALIDAD Y DISCAPACITACIÓN

4.1 MITOS Y ESTEREOTIPOS.

4.2 CAUSAS DE LA DISCAPACIDAD.

A) HEREDITARIOS

B) AMBIENTALES.

C) ENFERMEDADES DIVERSAS.

D) QUIRÚRGICAS.

E) LATRÓGENICAS.

F) DESEQUILIBRIO SOCIAL.

4.3- DISCAPACIDAD EN LA RESPUESTA SEXUAL

TIPOS

A) DIRECTO

B) INDIRECTO

4.4 ENFERMEDADES QUE CAUSAN DISCAPACIDAD FÍSICA.

4.4.1 LESIÓN DE LA MÉDULA ESPINAL- EFECTOS DE LAS LESIONES MEDULARES Y TRATAMIENTO-ADJUNTO COPIAS

4.4.2 CEGUERA.

4.4.3 DIABETES MELLITUS

4.4.4 ARTRITIS REUMATOIDE.

4.4.5 PARÁLISIS CEREBRAL

5- PUNTOS PARA MINIMIZAR LOS EFECTOS INHIBIDORES DE LA RESPUESTA SEXUAL EN LOS DISCAPACITADOS.

5.1 CONSIDERACIONES PREVIAS. LAS COSAS CLARAS.

5.2 LA SEXUALIDAD ES UN DON: PLACER, MIEDOS, DESEO.

5.3 SEXUALIDAD EN LOS DISCAPACITADOS.

6- SEXUALIDAD Y DISCAPACIDAD INTELECTUAL.

6.1 FALSAS CREENCIAS

6.2 DÉFICITS COGNITIVOS, EMOCIONALES Y CONDUCTUALES.

6.3 CARACTERÍSTICAS DE PERSONALIDAD.

6.4 EFECTO DE LA MEDICACIÓN SOBRE LAS EMOCIONES Y LA SEXUALIDAD.

6.5 CAMBIO DE MENTALIDAD: HACIA UNA NUEVA ERA...REAL O FICTÍCIO?

6.6 MITOS CONTRA LOS QUE DEBEMOS LUCHAR CON LOS ABUSOS.

6.7. RESUMEN CASO PRÁCTICO REAL SOBRE GRADO DE SATISFACCIÓN SEXUAL DE ADULTOS JÓVENES CON DISCAPACIDAD.

7- MEDIDAS A ADOPTAR PARA UNA SEXUALIDAD SANA EN LOS JÓVENES CON DISCAPACIDAD.

7.1 LA FORMACIÓN DE LA ESFERA PSICOSEXUAL.

7.2 DISCAPACIDAD Y FAMILIA.

7.3 ROLES DE GÉNERO: CÓMO SE EDUCA A LOS NIÑOS Y NIÑAS.

8- CONCEPCIÓN SOBRE SEXUALIDAD Y SOBRE EDUCACIÓN, ORIENTACIÓN Y TERAPIA SEXUAL.

8.1 ORIENTACIÓN Y TRATAMIENTO

8.2 ENFOQUE GRUPAL EN LOS TALLERES DE EDUCACIÓN SEXUAL Y DE ORIENTACIÓN.

8.3 EJEMPLO DE TALLER DE EDUCACIÓN SEXUAL CON ADOLESCENTES Y JÓVENES DISCAPACITADOS

8.4 LA SESIÓN TÍPICA DE UN TALLER.

8.4.1 EVALUACIÓN DE LOS AVANCES.

8.5 EL DISEÑO DE LOS TALLERES CON ADULTOS LESIONADOS MEDULARES.

8.5.1 SECUENCIA Y DISEÑO DE ACTIVIDADES

9- CONCLUSIONES

1- Definiciones y Enfoques

La Clasificación Internacional del Funcionamiento, de la Discapacidad y de la Salud (CIF) producidos por la Organización Mundial de la Salud, distingue entre las funciones del cuerpo (por ej.: fisiológico o psicológico, visión) y las estructuras del cuerpo (piezas anatómicas, e.g. el ojo y las estructuras relacionadas). La debilitación en estructura o la función corporal se define como participación de la anomalía, del defecto, de la pérdida o de la otra desviación significativa de ciertos estándares generalmente aceptados de la población, que pueden fluctuar en un cierto plazo. La actividad se define como la ejecución de una tarea o de una acción. El CIF enumera 9 amplios dominios del funcionamiento que puedan ser afectados:

· Aprendiendo y aplicando conocimiento

· Tareas y demandas generales

· Comunicación

· Movilidad

· Cuidado en sí mismo

· Vida doméstica

· Interacciones y relaciones interpersonales

· Áreas importantes de la vida

· Vida de la comunidad, social y cívica.

La introducción al ICF indica que una variedad de modelos conceptuales se ha propuesto para entender y para explicar la discapacidad y el funcionamiento, que intenta integrar a ellos. Existen dos modelos de ver la discapacidad en sí. El modelo social y el modelo médico.

A) Enfoque social

El enfoque social de la discapacidad considera la aplicación la "discapacidad" principalmente como problema social creado, y básicamente como cuestión de la integración completa de individuos en sociedad (la inclusión, como los derechos de la persona con discapacidad). En este enfoque de la discapacidad, es una no cualidad de un individuo, sino algo una colección compleja de las condiciones, muchas de las cuales son creadas por el ambiente social. Por lo tanto, en este enfoque, la gerencia del problema requiere la acción social, y así, es la responsabilidad colectiva de la sociedad en grande hacer las modificaciones ambientales necesarias para la participación completa de la persona con discapacidad en todas las áreas de la vida social. Alguna persona con el enfoque social de la discapacidad que está en el capitalismo radical de la culpa de la izquierda sobre todo como el problema que tiene por lo menos intencionalmente, si no completamente directamente, hecho la inclusión imposible.

La edición es por lo tanto un cambio social que requiere attitudinal o ideológico, que en el nivel político se convierte en una cuestión de derechos humanos. La Asociación Psicología Americana del estilo de la asociación indica que en la escritura profesional que sigue este estilo, la persona debe venir primero, y las formas nominales que describen la discapacidad se deben utilizar de modo que se esté describiendo la discapacidad, pero no están modificando a persona. Por ejemplo: la persona con Síndrome de Down, un hombre con esquizofrenia, y una muchacha con paraplejía. (Esto se aplica solamente al inglés y posiblemente a otras idiomas prepositivas, no a idiomas del posicionalmente.) también los estados que el equipo adaptarte de una persona se debe describir funcionalmente como algo que asista a una persona, no como algo que limita a persona (Por ej., "una mujer que utiliza un sillón de ruedas" más bien que "en" él o "confinó" a él. Muchos libros en discapacidad y derecho de la persona con discapacidad precisan que "discapacitado" es una identidad que una no está llevado necesariamente con, pues las discapacitados se adquieren más a menudo que congénitas. Algunos activistas de los derechos humanos con discapacidad utilizan una Temporarily Able-Bodied (TAB de las siglas en inglés), temporalmente sana, como un recordatorio que mucha gente desarrollará discapacidades en un cierto punto en sus vidas, debido a los accidentes, enfermedad (físico, mental o emocional), o efectos tarde que emergen de genéticas.

La mayor desigualdad se da en la desinformación de la discapacidad que tiene enfrente las personas sin discapacidad y el no saber cómo desenvolverse con la persona discapacitada, logrando un distanciamiento no querido. La sociedad debe eliminar las barreras para lograr la equidad de oportunidades entre personas con discapacidad y personas sin discapacidad. Para lograr esto, tenemos las tecnologías de apoyo.

No ve a la discapacidad como un problema individual, sino considera que la discapacidad está dada por las limitaciones que puedan tener una persona y las muchas barreras que levanta la sociedad. Esto es lo que causa la desigualdad social con personas sin discapacidad.

B) Enfoque médico

En el aspecto médico se ve a la discapacidad como una enfermedad, causando directamente una deficiencia, el trauma, o la otra condición de la salud que por lo tanto requiere la asistencia médica sostenida proporcionada bajo la forma de tratamiento individual por los profesionales.

La discapacidad es un problema individual y significa que la persona es minusválida. Es "curación dirigida", o el ajuste y el cambio del comportamiento del individuo que conducirían a "casi curan" o curación eficaz. En el enfoque médico, la asistencia médica se ve como el punto principal, y en el nivel político, la respuesta principal es la de la política de modificación o Reforma de la salud. El enfoque con el cual la persona con discapacidad es tomada por la sociedad es muy importante.

2- Tipos de discapacidad

Existen los siguientes tipos de discapacidad: física, psíquica, sensorial e intelectual o mental.

Cada uno de los tipos puede manifestarse en distintos grados de discapacidad, y una persona puede tener varios tipos de discapacidades al mismo tiempo, con lo cual encontramos un amplio abanico de personas con discapacidad.

A) Discapacidad física

La discapacidad física se puede definir como una desventaja, resultante de una imposibilidad que limita o impide el desempeño motor de la persona afectada. Esto significa que las partes afectadas son los brazos y/o las piernas.

Criterios de identificación

Las causas de la discapacidad física muchas veces están relacionadas a problemas durante la gestación, a la condición de prematuro del bebé o a dificultades en el momento del nacimiento. También pueden ser causadas por lesión medular en consecuencia de accidentes (zambullido, por ejemplo) o problemas del organismo (derrame, por ejemplo).

B) Discapacidad sensorial /wiki/Archivo:Sign_language_interpreter_-_CSD_2006_Cologne_2.jpg


Luis Bugarin. Psicologo